OpenVR: Construye tu propio Oculus Rift por 150 dólares

La aparición del Oculus Rift no sólo disparó múltiples proyectos de software, sino también de hardware, especialmente entre la comunidad DIY. Una vez que las especificaciones del Rift fueron establecidas, era cuestión de tiempo para que alguien lo duplicara. De ese modo, nos cruzamos con OpenVR, que intenta reproducir sus capacidades a la mitad del costo.

Estamos atravesando una época en la que el usuario simplemente no se queda cruzado de brazos. Esperar la salida al mercado de un producto es apenas una de varias opciones. El camino del DIY no es para todos, pero son cada vez más los que deciden recorrerlo, más allá de la complejidad del proceso. Con eso en mente, llegamos al Oculus Rift. Es un dispositivo avanzado por donde se lo mire, sin embargo, desde que Facebook lo cubrió con su sombra, las alternativas, comerciales y caseras, han ganando tracción. Uno de los problemas más importantes que deben enfrentar todos los cascos de realidad virtual es el de la resolución, pero incluso el primer kit del Oculus Rift se inició a 1.280 por 800 píxeles, y cualquier iniciativa que busque seguir sus pasos puede comenzar por allí. Eso es lo que está haciendo OpenVR.

 

Pantalla de 5.6 pulgadas, una carcasa impresa en 3D, fuente de alimentación de 12v, un convertidor USB-TTL, lentes de 50 milímetros con zoom 5X, un sensor de movimiento de seis ejes, y un Arduino Pro Mini representan a la base de hardware en el OpenVR. Todo se inició con una carcasa hecha de cartón, y un smartphone haciendo las veces de pantalla principal. Por cuestiones lógicas de precisión, las lentes se mantienen fuera del ámbito DIY, y el responsable del proyecto debió comprarlas. En total, el gasto ascendió a 150 dólares, menos de la mitad de lo que cuesta hoy un kit de desarrollo para el Oculus Rift. Como era de esperarse, la mayor parte de ese número fue absorbida por el LCD, y aunque el Rift es en estos momentos una opción superior por varias razones, la demo de OpenVR con el Portal deja en claro que funciona, y que su potencial es gigantesco.

 

El instante en que estas opciones de realidad virtual deban hacer su debut en el mercado está cada vez más cerca. Será la hora de la verdad para todas ellas, y finalmente como usuarios podremos comprobar si la realidad virtual vuela, o si regresa a la cueva en la que estuvo hibernando durante los últimos años. El hardware barato es una fase inevitable para su proceso de evolución, por lo que esperamos muchos más proyectos al estilo de OpenVR. Donde la realidad virtual no debe recortar gastos es en la experiencia. El miedo a una realidad virtual “mala” es grande, y ante eso, no hay dispositivo económico que sirva.

The post OpenVR: Construye tu propio Oculus Rift por 150 dólares appeared first on Neoteo.